Curtido – o chucrut latinoamericano

El curtido es la versión latinoamericana del chucrut y, al igual que el europeo, es delicioso, fácil de preparar y muy saludable. Así como otros vegetales lactofermentados, es fuente natural de probióticos y como tal ayuda a la digestión y a mejorar la salud intestinal.

curtido - FINALLa lactofermentación es un arte muy antiguo. Una de las ventajas de preparar los vegetales de esta manera es que se conservan por meses. Así hacían los pueblos nórdicos para poder disponer en invierno de los vegetales que cosechaban en el verano, cuando las heladeras o refrigeradores no existían. La otra gran ventaja es el aporte de probióticos que están presentes a menos que el producto se cocine o caliente a alta temperatura, lo que mataría los microorganiamos vivos que son los probióticos Es por este motivo que las versiones comerciales que se compran envasadas y pasteurizadas no tienen esta ventaja.

El método de fermentación tradicional es fácil de hacer, pero es realmente un arte. Con esto quiero decir que el resultado final puede variar según la calidad de los ingredientes, la temperatura ambiente, etc. Si es tu primera experiencia, sugiero que empieces con poca cantidad y con ingredientes muy frescos y de preferencia orgánicos. Lo peor que puede pasar es que se pudran y de esto te vas a dar cuenta sin dudar. Anímate a intentarlo que vale la pena!

Esta receta es mi versión del curtido. Con esto no quiero decir que lo haya inventado yo, pero tiene algún toque personal como que me gusta ponerle cebollita de verdeo, por ejemplo.

 

Curtido

Ingredientes

  • 1 repollo mediano
  • 3-4 zanahorias
  • 1 cebolla chica
  • 1 manojo abundante de cebollita de verdeo
  • 2 cdas de sal marina
  • 2 cdas de orégano
  • 1 cdta de ají molido (*)
  • 1 cdta de granos de pimienta enteros (*)

(*) con estas cantidades sale bastante picante, por lo menos para mi!

curtido - ingredientes

¿Qué te parece esta receta? ¿Qué te gusta más? ¿Qué cambiarías? ¡Déjame tu comentario aquí abajo y lo tendré en cuenta!!! ¡Si ya la hiciste, me encantaría saber cómo te resultó!!

Preparación

Separar una o dos de las hojas exteriores del repollo y reservar. Cortar el repollo en tiritas finitas (puede ser con la procesadora); rallar la zanahoria; picar la cebolla en pedazos chicos.

curtido - preparación

Mezclar bien en un recipiente grande. Agregar la sal y mezclar muy bien, de preferencia con las manos para que la sal quede bien distribuida. Apretar con las manos o golpear con un utensilio pesado como una cuchara hasta que salga una buena cantidad de jugo. También se puede cubrir y dejar en reposo 2-3 horas y el líquido se hace solo. Incorporar el resto de las especies y mezclar bien.

curtido - jugo

Poner la preparación en frascos de vidrio bien limpios con tapa (yo uso un embudo grande). Es muy importante ir presionando con fuerza para asegurarse de que no queda nada de aire en el interior, ya que la fermentación es un proceso anaeróbico.

curtido - envasado

Dejar un espacio al final y empujar el contenido con una de las hojas de repollo que se habían reservado. Esto se hace para que todo quede sumergido bajo el líquido y no entre aire donde están los vegetales. Cerrar los frascos pero tener en cuenta que no necesitan estar herméticos y que una vez al día hay que abrirlos para dejar salir el gas que se produce naturalmente y que es peligroso que se acumule dentro del frasco (puede estallar).

curtido - frascos

Dejar los frascos a temperatura ambiente en un lugar cálido por 2-4 días (menos días si hace calor y más si hace frío) y poner en la heladera/refrigerador por 24h. Luego de este tiempo la fermentación ya empezó por lo que se pueden sacar y tirar las hojas de repollo. A partir de este momento se puede volver a poner afuera para que siga fermentando o seguir guardando en el frío para demorar el proceso, todo depende del gusto personal de cada uno y si queremos un sabor fuerte o suave. Aconsejo probar cada día hasta que alcance el gusto deseado y entonces sí conservar en frío o seguirá avanzando el proceso.

curtido - terminado

No convienen comer una gran cantidad por día si tu cuerpo no está habituado a los probióticos. Es ideal usar una cucharadita en cada comida, con ensaladas, sándwiches o acompañando carnes, por ejemplo. Delicioso!!!

¿Ya bajaste el recetario gratuito? No te lo pierdas!!! Te voy a hacer llegar eso y mucho más si te anotas AQUÍ!!! Ah, y no te olvides de seguirme en mi página de Facebook si te interesan este tipo de recetas, ya que publico también recetas similares de otros blog…..

perfil FB Laura Gatti

Soy argentina. Vivo en Montreal, Canadá. Me encanta cocinar y comer rico y saludable; trabajar en cosas que me apasionan; hacer todos mis productos de belleza; tratar los problemas de salud de manera natural; volver a aprender las cosas que sabían nuestras abuelas y viajar, sobretodo al mar!

2 thoughts on “Curtido – o chucrut latinoamericano

  • March 31, 2017 at 5:55 am
    Permalink

    hola!! soy de argentina también! gracias por compartir tu experiencia, leí ts artículos sobre fermentación y me animaré a probar. gracias también por promover el mensaje de alimentarse con amor para un cuerpo con salud.

    Reply
    • April 2, 2017 at 1:11 pm
      Permalink

      Hola Lau! Gracias por tu mensaje! Espero que todo te salga rico. Cualquier duda avísame. Un abrazo!!! Lau 😊

      Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies