Pepinitos al eneldo muy sabrosos!

Pepinitos al eneldo

Estos pepinitos al eneldo son deliciosos y crujientes, y preparan muy fácilmente. Es una receta basada en métodos tradicionales de lacto fermentación. Eso quiere decir que contiene probióticos naturales. Además quedan superiores en todo sentido a los productos comerciales.

Pepinitos al eneldo

Se trata en este caso de un método de lacto fermentación tradicional diferente al que hemos usado en el chucrut, o el curtido o las zanahorias fermentadas. La diferencia es que cuando hacemos los pepinitos la fermentación se hace usando salmuera, o sea sal disuelta en agua. No obstante, como en toda fermentación, la temperatura ambienta tiene gran incidencia en el resultado final.

Los pepinitos están listos en cuestión de días si hace calor y también se pasan ( sea se ponen blandos) rápidamente. Por eso si donde vides hace calor, te recomiendo que los controles a diario y en cuanto estén listos los guardes en el refrigerador para que se mantengan más tiempo. Si en cambio vives en una zona de clima frío, vas a notar que tardan más en estar a puntio, pero también duran más. De todos modos sugiero que siempre los guardes en la heladera, a menos que estimes consumirlos en 1 o 2 días.

En general, estos pepinitos son para ser consumidos considerablemente más rápido que el chucrut, que puede durar meses. No obstante, pueden durar varias semanas si se mantienen en frío desde antes de estar a punto.

Repecto a los ingredientes, es importante usar agua filtrada o sin cloro. Si no tienes posibilidad de filtrar el agua corriente, te sugiero que al menos la dejes en un recipiente abierto de un día para otro, así se evapora el cloro que pueda contener. También es importante usar sal de buena calidad, ya sea marina o sal rosada o sal kosher. Y, finalmente, respecto al resto de los ingredientes (pepinitos, ajo, eneldo) es bueno que sean vegetales orgánicos y frescos. En el caso de la fermentación es aún más importante elegir verduras orgánicas, ya que se consumen en su integridad (con cáscara) y sin cocinar.

 

NOTA IMPORTANTE: cuando saqué las fotos estaba probando 2 sugerencias que había leído en otros blogs – usar un saquito de té negro para que los pepinitos resulten más crujientes y cortarles las puntas (no recuerdo para qué). Ninguna de las dos variaciones me convencieron, no las volví a usar. Por favor no tengas en cuenta lo que se ve en las fotos. Usa los pepinitos enteros, sin cortar las puntas. Bueno, si quieres probar de ponerles un saquito de té, adelante. Yo no noté ninguna diferencia!

 

Ingredientes

  • frasco grande de vidrio con tapa (no hace falta que sea hermético) – bien limpio
  • pepinitos chicos de los que se usan para conservas o pickles – cantidad suficiente para que entren ajustados en el frasco
  • un puñado de hojas de eneldo
  • una cucharadita de granos de pimienta negra
  • 4-5 dientes de ajo pelados
  • sal marina de buena calidad
  • agua filtrada suficiente para llenar el frasco (con los otros ingredientes dentro)

¿Qué te parece esta receta? ¿Qué te gusta más? ¿Qué cambiarías? ¡Déjame tu comentario aquí abajo y lo tendré en cuenta!!! ¡Si ya la hiciste, me encantaría saber cómo te resultó!!

Preparación

Empezar por disolver la sal en el agua filtrada en proporción de 2 ½ cucharadas de sal en medio litro o dos tazas de agua.

Poner en el frasco los granos de pimienta; los dientes de ajo pelados, enteros o apenas cortados en dos si son muy grandes; y las hojas de eneldo lavadas.

Acomodar los pepinitos dentro del frasco de manera que queden ajustados (para que no floten).

Llenar el frasco con el agua con sal y cerrar. Es importante que los pepinitos queden totalmente sumergidos en agua. El frasco no tiene que cerrarse herméticamente, por lo contrario, es mejor que no quede totalmente cerrado o abrirlo a diario ya que la fermentación puede generar gases.

Cuando se inicia el proceso, el agua se ve clara y los pepinitos, verde brillante. Al cabo de unos días, el agua se vuelve turbia y los pepinos cambian de color a verde opaco (como se ve en la primera foto arriba). A partir de ese momento sugiero ir probándolos hasta que desarrollen el sabor buscado. El sabor va cambiando con el tiempo.

¿Ya bajaste el recetario gratuito? No te lo pierdas!!! Te voy a hacer llegar eso y mucho más si te anotas AQUÍ!!! Ah, y no te olvides de seguirme en mi página de Facebook si te interesan este tipo de recetas, ya que publico también recetas similares de otros blog…..

¡Compartido por Graciela y Laura con mucho amor! ♥ ♥ ♥ ¿Nos sigues en Facebook? ¿Qué te parecen las recetas y buenos consejos que publicamos? Si todavía no le diste "me gusta" a la página de La Vida que Elijo, te invitamos a hacerlo AQUI No te olvides de bajarte los recetarios gratuitos si es que nos los tienes. Miles de personas ya lo hicieron y están encantados. Puedes verlos AQUI

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies