Mente, detente!

Mente, detente!

El parloteo de nuestra mente nos acompaña siempre, aunque no estemos conscientes de ello. Esto es bueno y malo a la vez. Por un lado es bueno pensar, reflexionar, desarrollar ideas, proyectos y planes, pero, por otro lado es muchas veces este parloteo el que nos genera miedo, inseguridad, envidia, prejuicios, estrés y agotamiento. De ahí la ventaja de lograr cada tanto un poco de calma y para esto no hay nada mejor que la meditación. Ademas de que la meditación nos ayuda a centrarnos, a conectarnos con nuestra verdadera esencia y aporta beneficios al cuerpo y a la mente. Seguir leyendo

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies